EDERSA trabaja en la zona de incendios para garantizar el servicio eléctrico

El incendio forestal de Cuesta del Ternero, que mantiene en vilo a toda la cordillera rionegrina y que avanza hacia Chubut, provocó serios destrozos en instalaciones eléctricas de media tensión. Tanto es así, que literalmente volteó y quemó varios kilómetros de la línea que alimenta a Ñorquinco y localidades aledañas, y que se mantiene con servicio debido a que la distribuidora EdERSA instaló en la zona un generador a combustible.
Si bien en las últimas horas el descenso de las altas temperaturas y las precipitaciones colaboraron para enfriar el terreno, la situación es realmente preocupante. El voraz incendio destruyó instalaciones eléctricas a lo largo de entre 6 a 10 kilómetros de línea de media tensión, volteando alrededor de 100 postes de energía.
Las localidades de Ñorquinco, Río Chico, Mamuel Choique, Arroyo Las Minas y sectores aledaños, son abastecidas con servicio eléctrico desde la localidad de El Bolson. El domingo el incendio se volvió incontrolable y avanzó sobre la red de media tensión, generaron corte de servicio y destrozos de todo tipo. Las alrededor de 500 familias que residen en esa zona no se quedaron sin servicio porque en febrero del año pasado, EdERSA instaló allí un generador de 450 KVA, dispuesto para casos de emergencia.
“Disponer de ese equipo fue un acierto enorme, y gracias a eso Ñorquinco y todas las localidades cercanas no están a oscuras desde el domingo. El incendio provocó enormes daños, que hasta ahora son difíciles de cuantificar. Todas nuestras cuadrillas, de operarios propios y contratistas, trabajan para recuperar el servicio para los usuarios instalados cerca de la ruta 40; ya comenzamos a reemplazar postes caídos y quemados; y nos encontramos movilizando materiales de todo tipo a esa zona, y unos 10.000 litros de combustible para continuar generando energía para el servicio”, detalló el gerente General de Operaciones de la distribuidora, Leonardo Iriarte.
En sus redes sociales, el intendente de Ñorquinco, Félix Moussa, también valoró la instalación del generador allá por febrero de 2019. Dijo que es un “beneficio y un logro obtenido, que desde el domingo nos acompaña funcionando desde las 8 de la mañana hasta la 1 de la madrugada. Gracias Edersa” por ello, indicó.
Mientras tanto, desde la distribuidora se pusieron todos los recursos a disposición para hacer frente a una situación más que compleja. “Si bien todavía hay sectores inaccesibles, donde el incendio aún se mantiene vivo, trabajamos ayer para tensionar la instalación troncal y brindar energía a algunos usuarios particulares, la Policía, la escuela y barrios aledaños, del lado de la ruta 40. Hoy continuaremos dando nuevos pasos para restablecer otros apéndices. También dispusimos un tanque de 10.000 litros de combustible para contar con mayor autonomía y generar energía hasta tanto se puedan recuperar los kilómetros de líneas quemados”, culminó Iriarte.
Que te ha generado esta noticia?
  • Me Enoja (0%)
  • Me Aburre (0%)
  • No me Gusta (0%)
  • Me Gusta (0%)
  • Me Interesa (100%)