Nota Opinión: “Arabela, Truco o Trato. Lic. García Guerrero

Arabela: ¿Truco o Trato?

Lo que me gusta de Messi no es que hace pases a los huecos que ya existen, sino que los inventa, Da pases fabricando espacios. Ya no corre alocadamente, aparece y gana los partidos. Ha sido elegido capitán de su equipo y de la selección. En el terreno político hay dirigentes que adoptan reactivamente sus estrategias y discursos a lo que les marcan las encuestas, ocupando la centralidad a los codazos para saturarnos de consignas o bravuconadas. Otros más creativos ganan la contienda política, tratando de vencer sin luchar, emergiendo sin desgaste o confrontación, definiendo agendas tan necesarias como posibles de concretar. Los primeros no gobiernan, Duran con la Barba en remojo. Los segundos ejercen el liderazgo social moderno.  

Compartí espacios de trabajo en el mismo Bloque con la gobernadora electa cuando era diputada. Nunca pasó inadvertida, se notaba hasta su ausencia. Ya mostraba su habilidad para refrescar el ambiente a veces opresivo de la Legislatura Provincial. Exponía con la franqueza de las convicciones internalizadas, de quienes sienten lo que dicen y piensan lo que sienten. Su confianza en la palabra directa y explícita a veces cruel y a menudo justa, ya evidenciaban su estilo, capacidad y vocación de poder.

En el arte de la política deben combinarse la ambición, la sagacidad, la inteligencia, pero con irritante frecuencia olvidamos reclamar en quién la ejerce la más difícil de las virtudes, la de hacer el menor daño posible y evitar que lo hagan otros. Las elecciones nos han permitido valorar quiénes fueron realmente dañinos para su partido y para el espíritu democrático. Los que prisioneros de su arrogancia y autoritarismo simularon la embestida de un jabalí y quienes, por su apariencia, género, juventud o todo a la vez, fueron erróneamente menospreciadas.

Ni ingratitud, ni ruptura, ni traición, ni desintegración, lo que toca en Río Negro es la profunda reformulación política del gobierno y de los partidos, frente al nuevo ciclo. El tiempo como siempre es escaso. Vendrán más años malos y amargos. Es razonable preguntarnos si la adversidad nos volverá más ciegos y resentidos marchando tras una dirigencia agotada y sin proyección, o superaremos el desafío con iluminaciones inéditas de lo latente que permita definir nuevos proyectos, que recreen la ilusión.

El poder en un proceso temporal, una secuencia que reserva un lugar a cada uno. No caben dos en el mismo sitio o función. Ni Dybala con Messi, ni Crespo con Batistuta, ni Cámpora con Perón, lograron asumir su papel, ni entender el momento, dejando malos recuerdos. Los lamentables intentos de “doble comando” solo aportaron obscenos conflictos planteados por los narcisistas y debacles cuando estos se obstinaron. En la práctica, nunca funcionaron, ni duraron. El gobernador con buen criterio y generosidad, ha anunciado su determinación de asegurar desde el partido que preside, la total independencia de la gobernadora electa.

Secularmente subestimada por sus rivales políticos internos y externos, sería un error que volvieran a hacerlo. No será fácil ver dudar, ni retroceder a Arabela. No está en su naturaleza. Presentarse a la vida pública sonriente, espontánea y sin perder el humor, requirió templanza. Alcanzar las metas superadas, determinación y coraje. El respeto que siente por la idoneidad y las instituciones, le ayudará a enfrentar adversarios que no volverán a ignorarla y convocar voluntades útiles para oxigenar la administración. Igualmente, no sería lógico esperar una gestión libre de errores, ni de polémicas o internas.

La consolidación y proyección política autónoma de la gobernadora Carreras, no empieza con la ceremonia oficial, el poder real ya se traspasó y demanda definiciones. Los precandidatos a las elecciones municipales y nacionales, los fruticultores y proveedores se presentan a la puerta como en un Halloween criollo donde los infantiles monstruos barriales, le demandarán elegir: ¿truco o trato? ¿alcanzarán los caramelos?, se verá.

La obra pública del Plan Castello ya se detuvo antes de la elección. Austeridad o sobriedad son las nuevas alternativas de una administración a dieta. El equipaje acumulado en 8 años de gestión, es un pesado lastre finalizados los discursos de tribuna. Pasaron cosas, la provincia no es inmune al aumento del costo de la deuda, la caída de la coparticipación y de la recaudación propia en términos reales por la recesión. Impactan de lleno los aumentos del empleo público, el racionamiento crediticio derivado del desbocado riesgo país, el atraso cambiario, el creciente desempleo, etc.

Con importante capital político, trae Arabela a la Gobernación el sabor de los barrios mestizos que nos pueblan. Conoce nuestra gente. Legisladora y Ministra, no pensó que aparentar seriedad y empaque la convirtieran en alguien respetable. Evolucionó, jamás enmascaró sus opiniones para parecer más solidaria o comprometida, ni se disfrazó de lo que no era. Supo demostrar que el carácter no es negociable y esta para mí, es su elección más sobresaliente.

Incorporar mujeres como sujetos activos, representar sus necesidades bajo sus propios puntos de vista, encontrar equilibrios numéricos y cualitativos y respetar su impronta beneficiarán al gobierno y a la gestión pública, porque como dijo Albroch la ministra de Felipe González, recientemente fallecida: “Cuando una mujer entra en la política, cambia la mujer. Si muchas mujeres entran en la política, cambia la política”. Amén.

Lic. Javier García Guerrero. Ex Asesor del Bloque del Frente para la Victoria y del Bloque Eva Perón de la Legislatura Rionegrina.

Que te ha generado esta noticia?
  • Me Aburre (0%)
  • No me Gusta (0%)
  • Me Enoja (10%)
  • Me Gusta (30%)
  • Me Interesa (60%)