Cómo actuar frente al hielo negro en rutas y caminos

El hielo negro es una acumulación milimétrica de humedad en sectores de pavimento que, expuestos a las bajas temperaturas, permanecen congelados. Generalmente se forma en los conos de sombra, es decir, en sectores con sombra permanente.

Esta formación de hielo tiene la particularidad de ser transparente, de calidad vidriosa, por lo que se ve el asfalto o el ripio que se encuentra debajo y se genera la ilusión de que no hay hielo.

Esta situación no es fácil de percibir, puede provocar el descontrol de los vehículos, con posibles despistes y vuelcos.

Por lo tanto, como en época invernal siempre puede haber presencia de hielo negro, la única manera de prevenir accidentes al salir a las rutas y caminos es actuar como si hubiera hielo, aunque no se perciba su presencia a primera vista.

¿Que hacer frente a esta situación?
No acelere ni frene con violencia, use la caja de cambios.
Estacione siempre en la banquina, no detenga el vehículo en pendiente, puente, curva o lugar con baja visibilidad.
Recuerde que en pendiente tiene prioridad el vehículo que va ascendiendo
Si pierde el control no frene, levante el pie del acelerador e intente controlar el vehículo usando el volante.
Conserve la distancia de frenado con el vehículo que le precede. Esta debe ser mayor que en condiciones normales.
Recuerde que en sectores de sombra el hielo se mantiene.
Viaje a velocidades bajas para que el vehículo no se desestabilice
Acate cualquier recomendación de los sitios oficiales, como por ejemplo: Gendarmería Nacional, Policía, Vialidad Nacional
Llamando a la línea gratuita 103 puede comunicarse con Protección Civil, que mantiene reportes actualizados del estado de rutas y caminos

Que te ha generado esta noticia?
  • Me Gusta (0%)
  • No me Gusta (0%)
  • Me Aburre (0%)
  • Me Enoja (0%)
  • Me Interesa (100%)